¿Qué es un canal de denuncia?

Un canal de denuncias es una herramienta vital para fomentar una cultura de ética, transparencia y cumplimiento normativo en las empresas.

Se trata de un sistema o proceso que permite a los empleados, partes interesadas y otras personas informar de manera confidencial y segura sobre conductas irregulares, delitos, violaciones de normativas internas o cualquier otro comportamiento incorrecto que ocurra dentro de una organización.

Los canales de denuncias son una vía esencial para garantizar que se respeten las leyes y regulaciones, y para detectar y abordar problemas en una etapa temprana.

¿Qué empresas deben tener un canal de denuncias interno?

  • Grupo A

    Las empresas con 50 o más trabajadores, con independencia de sus actividades (art.10,1.a).

  • Grupo B

    Las empresas que presten servicios y/o productos en mercados financieros (Anexo, Parte B).

  • Grupo C

    Las empresas consideradas sujetos obligados por la Directiva (UE) 2019/1937, de Prevención entre otras ( art 10.1.b): Asesorías, Despachos profesionales, Consultoras, Auditorias de cuentas, Constructoras, Promotoras e Inmobiliarias, Protección del medioambiente, Actividades sanitarias humanas y animales, Joyerias, Servicios financieros y de Seguros, Seguridad del transporte, Inspección técnica de Vehiculos. Partidos políticos, sindicatos, organizaciones empresariales y las fundaciones siempre que reciban o gestionen fondos públicos ( art 10.1.c).

  • Grupo D

    Todas las entidades públicas, incluidas aquellas que sean propiedad o estén sujetas a su control ( art 13). Organismos y Administraciones Públicas, Colegios Profesionales, Corporaciones de Derecho Público, Universidades, Hospitales...

ATENCIÓN: Los grupos B,C y D independientemente del número de trabajadores.

¿Para qué sirve un canal de denuncia?

La implementación de un canal de denuncias en una empresa cumple con dos finalidades fundamentales:

  • Prevención y Persecución de Delitos e Infracciones: El canal de denuncias busca detectar formas anticipadas posibles irregularidades, conductas ilegales o incumplimientos de normativas. Sus objetivos aquí:
    • Demostrar la eficacia del sistema de gestión de compliance y los controles internos.
    • Hacer uso apropiado del régimen disciplinario de la empresa y castigar a quienes cometen irregularidades o conductas ilícitas.
    • Colaborar con investigaciones judiciales
    • Atenuar o eximir la responsabilidad penal de la empresa en el caso de delitos cometidos por sus miembros.
  • El canal de denuncias protege a los informantes (denunciantes) y garantiza que puedan reportar de forma segura y confidencial, evitando represalias por parte de la organización. Las medidas de protección incluyen la posibilidad de realizar denuncias anónimas y salvaguardias para mantener la identidad del informante en secreto.

Contratar servicio

desde 190
  • IVA no incluido
  • El precio es anual
  • El precio puede variar
  • Canal solo para denuncias de acoso: desde 45€

En España, la regulación de los canales de denuncias está respaldada por la Ley 2/2023, de 20 de febrero, reguladora de la protección de las personas que informen sobre infracciones normativas y de lucha contra la corrupción, que transpone la Directiva (UE) 2019/1937 de la Unión Europea. Esta ley establece las pautas y requisitos para la implementación de canales de denuncias y la protección de los informantes.